viernes, 29 de febrero de 2008

Mi toro querido







Cielo de primavera
sobre una plaza,
un toro en la triste lidia
herido y solitario.



Punto negro allá abajo
es mi toro, mi oscuro toro,
la arena de ocre,
el clamor en el aire.


Charco de sangre
en la tierra firme,
en mi corazón ,
en mi habitación.


Ríen, aplauden, beben,
sinvergüenzas apuestan,
insultan mi inteligencia y la tuya,
toro querido.

En la arena vacía
de ocre y de rojo
yace en silencio
tu presencia.

7 comentarios:

Ideas Primitivas dijo...

Hola Lydia!compartimos la tristeza a la distancia entonces...
Cuando veo por televisión la corrida de toros, no te imaginas el dolor que me causa.
Por qué tienen que pagar estos toros queridos por una de las tantas ocurrencias locas de la humanidad.
Que estas personas jueguen con sus vidas...
un beso!!

Lydia dijo...

Gracias, Ideas, de compartir esta pena conmigo.
Un beso,

Chapellina dijo...

:(

Black Eagle dijo...

Leyendo, leyendo, te encuentras de todo en esta red de redes. El otro día leí un comentario que hacía un pro-taurino a un anti-taurino que tachaba a los toreros de asesinos.

Le contestaba el pro-taurino: "Es contrario a la fiesta de los toros y eso es muy respetable. Le da vergüenza la Fiesta Nacional y me parece perfecto; cada uno es muy libre de sentir vergüenza de lo que quiera. Lo que no me gusta, ni entiendo, es la segunda parte (¡toreros asesinoooos!).

Asesino: "que asesina". Asesinar: "matar a alguien con premeditación y alevosía". Alguien: "Designa a persona o personas existentes...".

Pues, hombre, seguro que habrá existido algún torero asesino, pero generalizar a toda la profesión por algún desgraciado que haya matado a otra persona es demasiado hasta para un antitaurino.

Aunque quizás toma asesinar en su 2ª acepción, "causar una aflicción o grandes disgustos". Pero mucho me temo que esta segunda acepción no la conocía hasta ahora. Les llama asesinos por matar al toro; es algo muy propio de los antitaurinos atribuir personalidad a los animales.

En fin, cuanto daño ha hecho Walt Disney".

Como puedes comprobar, amiga Lydia, para esta persona el animal no se puede comparar a la persona, y por lo que da a entender, no tiene personalidad, y por tanto tampoco tiene sentimientos, ni alma, ni siente dolor, en fin, que para los antitaurinos un toro es como una piedra, la única diferencia es que se mueve y embiste, y sangra, y muge cuando le clavan la pica, o las banderillas o el estoque, pero esto no quiere decir nada y se pueden torturar impúnemente sin sentir un ápice de remordimiento.

Y es que la mentalidad de algunas personas es sospechosamente ciega. A ver si tengo tiempo y publico un cuento que habla de la ceguera de las personas, aunque siempre digo que no hay más ciego que el que no quiere ver.

Gracias por tus comentarios a mis blogs, siempre son estimulantes y gratificantes.

Un abrazo.

Lydia dijo...

Muy interesante tu aporte, amigo Black.

El otro día ví una foto justamente que ponia "Torero Asesino" y dudé si ponerla en el otro blog. No la puse aunque no esté en desacuerdo. Pero el problema no es el torero. Si hasta podría ser bello ver a un torero y a un toro bailar una danza macabra juntos, una danza simbolica, una danza pero sin tortura. Es la tortura lo que me molesta a mi. Y amigo, estamos en el siglo XXI. Y parecemos más atrasados, en este sentido, que el hombre de la nieves.Ahora sabemos que los animales sufren, sienten el dolor, hasta los peces. Un pez es una maravilla de complejidad nerviosa, por ejemplo. Lo sabemos porqué hay estudios que se han hecho. Y sabemos tambien que los animales tienen sentimientos.
Los elefantes lloran, las focas sufren cuando reciben golpes de bastones de baseball sobre sus craneos. Y Laika es capaz de reir. O acaso esto son tonterias?

Me hizo mucha gracia lo de Walt Disney. Muchas veces pienso en él. Tienes razón, pero no hizo mal, hizo bien en mostrarnos que los animales eran seres vivos, con una inteligencia particular. Hizo mal para los que utilizan a los animales como objetos, para ellos sí.
Pero bueno... Hay que ser tolerantes, todos no tenemos el mismo nivel de conciencia. No es que me crea superior, en muchas cosas estoy muy poco avanzada, pero en esto de los animales estoy a otro nivel. Tienes que ser tolerante, Lydia, este es tu gran reto.

Un abrazo y es un placer tu visita en mi blog,

Goathemala dijo...

Abomino los toros. Ese toro es también mío. Soy español pero esa no es mi fiesta y me avergüenza que la llamen así.

Saludos.

piquer dijo...

Hola soy un taurino, quiero empezar diciendo que respeto todas las opiniones, si no te gusta la fiesta de los toros no asistas.
Igualmente que se ha realizado, el estudio de los peces, también hay estudios que demuestran que el toro de lidia por naturaleza y selección resiste mas el dolor. Con ello no quiero decir que no sufra, sino que cuando según los estudios el toro llega a sentir ese dolor ya esta muerto, la lidia de un toro dura unos 30 minutos y el dolor empieza a sentirlo después de 2 horas, por lo tanto el toro ya esta muerto.
Yo nunca he visto ni oído, llorar a un toro o mugir por culpa de la banderillas, pero si que he oído gritar como un bebe a un cerdo cuando lo electrocutan.
Yo creo que hay muertes de animales peores que las de un toro. Y si acabamos con todas nuestras tradiciones que nos queda..... nada.
Las tradiciones es lo único que no puede hacer mas llevadera esta vida tan fea que se nos avecina por culpa de la crisis y de la política.
Dejemos las tradiciones de los pueblos tranquilas y luchemos por cambiar la política que es el autentico cáncer de nuestra sociedad